Connect
To Top

Miles de mexicanos marcharon este lunes en la capital del país para protestar contra el alza de la gasolina, un día después de que la policía del estado de Sonora se enfrentara durante tres horas contra manifestantes para despejar un cruce fronterizo ferroviario que habían bloqueado.
Ha habido numerosas protestas en diversas partes de México contra el aumento de hasta 20% en el precio de la gasolina que entró en vigor el primer día de 2017, y la inconformidad ha devenido a veces en actos de violencia, como los saqueos realizados la semana pasada.
El gobierno del estado de Sonora dijo el domingo por la noche que dos policías resultaron heridos y dos manifestantes fueron arrestados durante una confrontación en el cruce fronterizo ferroviario de la ciudad de Nogales.
Las autoridades dijeron que los policías intentaron romper el bloqueo, pero fueron atacados con piedras durante unas tres horas y respondieron disparando “balas de goma al aire”.
Un video difundido por la prensa local muestra a agentes cuando disparan escopetas, las cuales son utilizadas habitualmente para lanzar sacos pequeños con frijoles o proyectiles de caucho, contra los manifestantes que los apedreaban.
El gobierno dijo que debido a la protesta se atrasó el paso de 11 trenes cargueros con unos 1,000 vagones que transportaban mercadería con destino a Estados Unidos. Añadió que el bloqueo había amenazado con cerrar temporalmente la planta de troquelado y ensamblaje de Ford Motor Co., en Hermosillo, la capital del estado.
En el estado fronterizo de Baja California, la Secretaría de Turismo local reconoció el domingo que las gasolineras se quedaron sin combustible debido a bloqueos que impidieron la distribución hace unos días, pero agregó que se ha restablecido el abasto.
El sábado, un manifestante solitario embistió con su camioneta a un contingente de policías que resguardaba una terminal de distribución de combustible en Baja California. La policía federal dijo que siete policías fueron atropellados en el incidente en Rosarito, cerca de la ciudad fronteriza de Tijuana.
Las protestas han sido principalmente pacíficas, y los saqueos vistos la semana pasada no han mermado grandemente. Centenares de negocios fueron saqueados y más de 1,500 personas fueron detenidas durante los disturbios.

Comentar esta publicación:

You must be logged in to post a comment Login

More in Presidencia