Connect
To Top

El presidente Enrique Peña Nieto realizo recorrido por la población de Jojutla en el Estado de Morelos, visito el Hospital General Balbuena, de la Secretaría de Salud de la Ciudad de México y por la noche mando un mensaje a la nación.

El presidente Enrique Peña Nieto aseveró que su gobierno proporcionará recursos económicos y acompañará los esfuerzos de reconstrucción, en coordinación con las autoridades locales y la sociedad misma.
Durante una gira de evaluación de los daños provocados por el sismo de 7.1 grados Richter, en el municipio de Jojutla, Morelos, el mandatario pidió a la sociedad mantener la serenidad, por lo que el gobierno en sus tres niveles apoyará a la población.
“Queda aquí el testimonio, mi compromiso, aquí hay muchos medios que me están grabando, muchas cámaras que me están grabando, y donde dejo este compromiso hecho de forma pública para apoyar a Jojutla, y que Jojutla nuevamente se ponga de pie”, expresó.
“Aquí es importante que toda la comunidad sea parte de este esfuerzo de reconstrucción”, dijo el presidente y aseveró que el plan de emergencia ya se ha activado para recopilar la información para llevar los apoyos a las familias que lo necesitan.
Acompañado por el gobernador de Morelos, Graco Ramírez, apuntó que una vez que los servidores públicos levanten el censo, con la participación de las autoridades y las propias personas afectadas se canalizarán los apoyos correspondientes.
El titular del Ejecutivo federal indicó que los apoyos económicos tienen el propósito de contribuir en la reconstrucción de las viviendas afectadas, lo que sólo se puede determinar a partir del censo que se realizará.
Una vez levantado el censo, “nos deberá tomar, estimo yo, no más de 10 días, que es el tiempo que nos ha tomado en otras entidades, canalizar aquí los apoyos”, y que lo inmediato será limpiar, traer maquinaria y terminar de derribar las viviendas que ya son inhabitables.
La tarea de reconstrucción “va a exigir y va a demandar de la participación de la propia comunidad, de la propia sociedad; vamos a canalizar los recursos económicos, los apoyos en materiales, en especie, la orientación, la capacitación, el apoyo de ingeniería para apoyar esta labor de reconstrucción, pero vamos a necesitar que la comunidad se involucre en esta labor de reconstrucción”.
Luego de estar en Jojutla, Morelos, donde supervisó las acciones de apoyo a la población damnificada por el sismo del martes, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, visitó a los lesionados por el movimiento telúrico, que se encuentran internados en el Hospital General Balbuena, de la Secretaría de Salud de la Ciudad de México.
El Primer Mandatario dialogó con los pacientes y con sus familiares, a quienes les expresó su solidaridad y sus deseos de pronta recuperación. El pronóstico médico para los pacientes internados ahí a causa del sismo de ayer, prevé que en los próximos días sean dados de alta.
El Titular del Ejecutivo Federal también convivió con personal del Hospital, a quienes les agradeció las atenciones que han brindado a los pacientes y a sus familiares.
El Presidente Peña Nieto estuvo acompañado por el Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa; los Secretarios de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong; de la Defensa Nacional, General Salvador Cienfuegos Zepeda; de Marina, Almirante Vidal Francisco Soberón Sanz; y de Salud, José Narro Robles; los Directores Generales del IMSS, Mikel Arriola Peñalosa; y del ISSSTE, José Reyes Baeza Terrazas; por el Secretario de Salud de la Ciudad de México, Armando Ahued Ortega; y por el Director del Hospital, doctor Raúl Ramírez.

MENSAJE DEL PRESIDENTE ENRIQUE PEÑA NIETO
Desde hace poco menos de 36 horas, Gobierno y sociedad hemos enfrentando con entereza y solidaridad la emergencia provocada por el sismo que afectó la zona centro y sur del país.
La prioridad sigue siendo salvar vidas y dar atención médica a quienes la necesiten.
Hasta el momento, se ha rescatado con vida a más de 50 personas de los escombros de edificios derrumbados en la Ciudad de México.
Los equipos de auxilio trabajan para ubicar y rescatar a las personas que hasta este momento se reportan como extraviadas en Puebla y en la Ciudad de México.
Sólo en la Ciudad de México más de mil 900 personas han recibido atención médica en instalaciones de salud; la mayoría de ellas ya han sido dadas de alta.
Se han restablecido los servicios afectados. La Comisión Federal de Electricidad ha restituido el servicio eléctrico a 95 por ciento de los casi cinco millones de usuarios afectados.
El Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México ya, también, opera con normalidad.
Hemos habilitado albergues en las entidades afectadas, que tienen capacidad para recibir a toda la población que así lo requiera.
A los familiares y amigos de las personas que lamentablemente perdieron la vida en la Ciudad de México, en el Estado de México y en los estados de Guerrero, Morelos, Oaxaca y Puebla, les reitero mis condolencias.
La sociedad mexicana entera está con ustedes. Los acompañamos en su dolor.
Al mismo tiempo que atendemos la emergencia, estaremos trabajando conforme a las siguientes tres etapas:
Primera. Apoyo a la población damnificada, incluyendo la operación de albergues, la provisión de alimentos y el restablecimiento total de los servicios públicos básicos.
Segunda etapa. Elaboración de un censo exhaustivo de los daños materiales, el cual será la base para los trabajos de restauración y reconstrucción.
Tercera. La reconstrucción, que requerirá inicialmente llevar a cabo la demolición de edificios con daños estructurales irreparables y la remoción de escombros.
En esta etapa será necesario la participación activa del sector privado y de la sociedad en su conjunto, durante las semanas por venir.
Nuevamente, hago un reconocimiento a los voluntarios que están auxiliando incondicionalmente a quien lo necesita.
Información sobre las opciones para canalizar esta ayuda está disponible en redes sociales y sitios de Internet, incluyendo las páginas gob.mx y comoayudar.mx
Quiero reiterar que hemos apoyado, y lo seguiremos haciendo, la reconstrucción en los estados de Chiapas y Oaxaca, y ahora también en Morelos, Puebla, Estado de México, Guerrero y la Ciudad de México.
En nombre de nuestro país, agradezco los miles de mensajes de solidaridad y de aliento, provenientes de todas partes del mundo.
México ha aceptado la ayuda técnica y especializada que nos han ofrecido diversos países, en particular: España, Estados Unidos, Israel, Japón, y otras naciones de la región latinoamericana que tienen reconocida experiencia en la respuesta a desastres naturales como los que enfrentamos.
También agradezco, en nombre de México, la solidaridad y el apoyo de las empresas que están haciendo donaciones, o permitiendo el uso sin costo de sus instalaciones y servicios en beneficio de la población afectada.
Reitero a los habitantes de las zonas afectadas que no están solos. Trabajando juntos vamos a salir adelante.
Como me he comprometido, seguiré informando oportunamente del avance en la atención a este desastre.
Ante la fuerza de la naturaleza, todos somos vulnerables, y por eso, todos somos uno cuando se trata de salvar una vida o ayudar a una víctima.
Si algo distingue a los mexicanos, es la generosidad y la fraternidad.
Les pido que sostengamos la mano que hoy todos le estamos dando a México.
Muchas gracias”.

Comentar esta publicación:

You must be logged in to post a comment Login

More in De Portada