América Latina exige suspensión de subasta de piezas prehispánicas en Berlín

Hoy se realizará dicha subasta en la que se exhibirán más de 230 piezas que pertenecen a culturas prehispánicas de México, Guatemala, Panamá, Colombia, Ecuador, Bolivia y Perú. 

Este martes 21 de septiembre, en la Embajada de México de Berlín, un grupo de embajadores pertenecientes al GRULAC (Grupo de América Latina y el Caribe) realizaron una declaración conjunta para exigir al gobierno de Alemania que suspenda una subasta que se realizará en  Casa Gerhard Hirsch Nachfolger, donde serán subastadas más de 230 piezas prehispánicas pertenecientes a culturas de México, Guatemala, Panamá, Colombia, Ecuador, Bolivia y Perú.

Oficialmente se solicitó la suspensión de la subasta sin que hasta el momento se haya obtenido respuesta; en un comunicado de prensa conjunto, el grupo enfatizó las implicaciones jurídicas y morales de dicha acción: «Consideramos que ella puede estar lesionando el ordenamiento legal de nuestros países, el derecho internacional, especialmente los tratados internacionales sobre esta materia aprobados en el marco de la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura), así como el derecho nacional alemán.

«Más aún, además de los argumentos jurídicos, vemos con preocupación que se lesiona de esta manera el derecho moral de nuestros pueblos originarios, un derecho moral que ya ha sido reconocido que tienen todas las culturas del mundo. Es por eso que hacemos un llamado a la opinión pública alemana, a sus autoridades y respetadas instituciones comerciales, para que se comprenda que lo que se comercia, además de estar sostenidas bases legales cuestionables, lesiona gravemente los derechos fundamentales de nuestros países”.

Como base a esta exigencia, Francisco Quiroga, embajador de México en Alemania, recordó que desde 1934 es ilegal la salida de piezas de contenido histórico y que al respecto se está solicitando la cooperación de autoridades para determinar si hubo algún acto de ilegalidad en Alemania, y que desde el año 2007 es ilegal que entren a territorio alemán este tipo de piezas.

Berlin. En la ciudad de Munich Alemania se llevará a cabo hoy una cuantiosa subasta de 320 piezas arqueológicas de culturas prehispánicas de México, Guatemala, Panamá, Colombia, Ecuador, Bolivia y Perú. Desde que la subasta fue anunciada por la Casa Gerhard Hirsch Nachfolger, las reacciones por parte de los países en cuestión involucrados y de la prensa no se han dejado esperar. (La Jornada, 7 y 15 de septiembre).

El enfoque moral y legal que conlleva la extracción y comercialización de piezas de valor histórico y cultural, aunado a factores de la propia identidad de los paises en cuestión, es el aspecto medular de este tema.

En conferencia de prensa hoy en Berlín, en la Embajada de México, un grupo de embajadores pertenecientes al GRULAC (Grupo de América Latina y el Caribe) realizaron una declaración conjunta.

Oficialmente se solicitó la suspensión de la subasta sin que hasta el momento se haya obtenido respuesta; en un comunicado de prensa conjunto, el grupo enfatizó las implicaciones jurídicas y morales de dicha acción: «Consideramos que ella puede estar lesionando el ordenamiento legal de nuestros países, el derecho internacional, especialmente los tratados internacionales sobre esta materia aprobados en el marco de la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura), así como el derecho nacional alemán.

«Más aún, además de los argumentos jurídicos, vemos con preocupación que se lesiona de esta manera el derecho moral de nuestros pueblos originarios, un derecho moral que ya ha sido reconocido que tienen todas las culturas del mundo. Es por eso que hacemos un llamado a la opinión pública alemana, a sus autoridades y respetadas instituciones comerciales, para que se comprenda que lo que se comercia, además de estar sostenidas bases legales cuestionables, lesiona gravemente los derechos fundamentales de nuestros países”.

Francisco Quiroga, embajador de México en Alemania, enfatizó que desde 1934 es ilegal la salida de piezas de contenido histórico y que al respecto se está solicitando la cooperación de autoridades para determinar si hubo algún acto de ilegalidad en Alemania.

Apenas desde 2007 es ilegal que entren a Alemania este tipo de piezas.

«No es exclusivamente esta subasta, tampoco es todo el comercio, un comercio que no puede desligarse del saqueo, opresión o exterminio que sufrieron los pueblos», dijo Quiroga.

«No estamos hablando retóricamente, estamos hablando de un proceso, de un fenómeno que todavía es muy sensible a la memoria histórica de nuestros pueblos y que ante la presencia de estas piezas en Europa no puede desligarse».

«Lo mas importante para nosotros es la preservación de estas piezas que son patrimonio arqueológico cultural de nuestros pueblos, pero que son sin duda de significado histórico para toda la humanidad», subrayó el embajador mexicano. «Estas piezas al día de hoy carecen de cualquier tipo de protección”.

Botón volver arriba