Haitianos planean quedarse en México ante imposibilidad de entrar en EU

De acuerdo con el coordinador de la Comar, México tiene una cifra histórica de solicitudes de refugio –provenientes de 99 nacionalidades diferentes– entre enero y agosto de 77.559.

Más de un centenar de personas migrantes haitianas se encuentran haciendo fila ante la oficina de Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) en la Ciudad de México para intentar quedarse «un tiempo» en el país ante las dificultades que están teniendo sus compatriotas para entrar en Estados Unidos.

«Yo acabo de llegar, tengo una semana en la Ciudad de México porque me voy a cruzar (a Estados Unidos). En el camino yo escuché que migración está cogiendo gente para devolver (en la frontera norte) y me quedé aquí para conseguir papeles», dice a Efe Marie Sola St Fort, una mujer de unos cuarenta años que dejó su Haití natal a los 12 años y desde entonces vivió en varios países.

Ella habla español, por lo que ha ayudado a otros haitianos a rellenar los documentos que la Comar solicita para llevar a cabo los trámites de regularización de su situación migratoria.

Como ella, Alexander Ovil, un abogado de nacionalidad haitiana que lleva diez años en México, dice que también sintió la responsabilidad de acudir a las instalaciones para conocer la situación de los migrantes llegados a la capital mexicana e intentar aportar «lo que pueda».

«La gran mayoría su sueño era llegar hasta el norte y poder cruzar (a Estados Unidos) pero la situación que se vive allá no es la mas adecuada para ellos y creen que es mejor buscar poder estar de manera regular acá», explica el abogado.

Según Marie, en la ciudad fronteriza de Tapachula, en Chiapas, donde estuvo durante más de un mes, las citas para regularizar la estancia pueden tardar meses y decidió acudir a la capital para intentar agilizar el trámite.

«No teníamos suficiente dinero para pagar la renta, para comer y algunos no tienen dónde dormir, casi todos duermen en la calle. Para nosotros no es una vida, es muy duro. (…) El lunes vine a hacer mi trámite, llené todos los papeles lo pase a una mujer y ella me dijo que tengo que esperar respuesta y en dos o tres» semanas me darán respuesta, relata la mujer.

¿Qué solicitan los migrantes?

Sin embargo, entre los caribeños que hacen fila para entregar sus documentos las situaciones son diversas.

«Es un mixto, llegan de ambas partes, tanto del sur como del norte. Al parecer el sueño americano hoy en día se les complica un poco, entonces la mayoría de los que están aquí están buscando una estancia legal», explica Ovil.

Cerca de 13.000 migrantes, en su mayoría de Haití, quedaron en los últimos días retenidos por las autoridades estadounidenses en un campamento improvisado bajo el puente internacional que une a Del Río (Texas) con Ciudad Acuña, en Coahuila.

Los haitianos provienen de Brasil y Chile después de que, en agosto, el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos (DHS, en inglés) informó de la ampliación del programa del Estatus de Protección Temporal (TPS), un anuncio que los traficantes están tergiversando, según dijo el martes el canciller mexicano, Marcelo Ebrard.

Ante las dificultades, algunos decidieron acudir a la Ciudad de México para intentar permanecer de manera legal en el país latinoamericano.

Marie se fue muy joven de Haití por la inseguridad y estuvo viviendo más de dos décadas en Santo Domingo (República Dominicana) y después se fue a Chile, donde solicitó varias veces la residencia pero no consiguió obtenerla.

«Yo le dije a mi esposo que voy a irme para otro país que esté abierto para los migrantes que es México y quería cruzar a Estados Unidos porque tengo familia allí», detalla la caribeña.

Después de navegar, caminar, tomar autobuses y taxis, logró llegar a Guatemala y después a Tapachula. Ahora su objetivo es intentar conseguir ser residente en México para poder trabajar y tener un lugar donde vivir.

Botón volver arriba