Estudio revela que el uso de cannabis durante el embarazo podría causar trastornos en el estado de ánimo.

Médicos identificaron a 249 mil 84 pacientes embarazadas con trastorno por consumo de cannabis

En un estudio publicado este miércoles en la revista «Jama Psychiatry» detectó el aumento de mujeres hospitalizadas entre 2010 y 2018, por el consumo de marihuana durante el embarazo, y cómo esto, desarrollo trastornos relacionados con el estado de ánimo en las pacientes.

La investigación fue codirigida por expertos de la Universidad de Columbia, en colaboración con el centro de investigación Weill Cornell Medicine, y realizada con el código de diagnóstico de más de 20 millones de altas hospitalarias en Estados Unidos.

Los médicos identificaron a 249 mil 84 pacientes embarazadas con trastorno por consumo de cannabis y las clasificaron en tres grupos: el primero con mujeres que consumían cáñamo y sufrían algún trastorno, el segundo con aquellas que además de marihuana consumían otro tipo de sustancias controladas, y por último las que presentaban afectaciones por su consumo, como de otras sustancias no controladas como el alcohol y el tabaco, y se comparó un grupo de control, que no consumían ningún tipo de estupefaciente.

«Este es el estudio más grande para documentar la escala del trastorno por consumo de cannabis en las hospitalizaciones prenatales», comentó Claudia Lugo-Candelas, académica y coautora del estudio. La especialista explicó que las pacientes embarazadas que consumieron cáñamo, presentaron niveles más altos de ansiedad y efectos colaterales como náuseas.

«Es una señal de alerta que los pacientes pueden no estar recibiendo el tratamiento que necesitan», destacó Lugo-Candelas.

Botón volver arriba