Colocan sellos de suspensión a Viva Aerobus y Volaris

Aeroméxico aceptó incluir en lo sucesivo, sin cargo extra, equipaje de mano de hasta 10 kilogramos, aún en su tarifa más baja.

La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) colocó sellos de suspensión en los mostradores de Volaris y Viva Aerobús, de los aeropuertos de San Luis Potosí y Puerto Vallarta, por el cobro de la tarifa básica sin incluir equipaje de mano.

El pasado lunes la Profeco advirtió a aerolíneas mexicanas que dejaran de realizar el cobro indebido en su tarifa por equipaje de mano, o de lo contrario emprenderá acciones legales en su contra.

La Procuraduría informó que concilió con Aeroméxico algunos reclamos de consumidores para que se les permitiera viajar con equipaje de mano sin cargo extra, aún con la tarifa más baja.

Ante el llamado de la Profeco, la aerolínea reconsideró finalmente e incluirá en lo sucesivo, sin cargo extra, equipaje de mano de hasta 10 kilogramos, aún en su tarifa más baja.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación emitió un criterio que determina que el “equipaje de mano” se constituye como un elemento inherente al servicio de transporte aéreo, pues se parte de la consideración de que el pasajero requiere de ciertas pertenencias mínimas en su lugar de destino.

“Para la Procuraduría, por ello, la decisión de transportar equipaje documentado recae en el pasajero, mientras que el transporte de equipaje de mano es inherente al servicio de transporte aéreo y le da su razón de ser”, expresó la Procuraduría en un comunicado difundido el lunes y precisó que, si una empresa insiste en proceder de dicha manera, se clasificará como una práctica abusiva.

La Profeco aclaró que la medida precautoria impuesta a Volaris y Viva Aerobús implica el inicio de un procedimiento de infracción a la Ley, pero “de ninguna manera quiere decir que se suspenda la comercialización de boletos; esto, para no afectar a los consumidores”.

El miércoles, Ricardo Sheffield, titular de la Procuraduría anunció el cobro a la cadena de supermercados Walmart de alrededor de 30 millones de pesos que debía por multas acumuladas entre 2018 y 2020.

“No querían pagar y una vez que les embargué una bodega pagaron en friega”, declaró Sheffield, al finalizar el evento del ‘banderazo’ de salida del Buen Fin 2021.

El funcionario precisó que el embargo duró unas horas, pues se trataba de una bodega de artículos no perecederos que la empresa tenía en la Ciudad de México.

Botón volver arriba