Cobradores de deudas llegarán a Facebook e Instagram, gracias a nuevas reglas

Modificaciones a la ley realizadas durante la era de Donald Trump permitirán a los cobradores contactar a los consumidores por estas vías, pero con ciertas limitaciones, advierte el Washington Post.

Un cambio a la ley permitirá que los cobradores de deudas se comuniquen con los morosos a través de Facebook e Instagram, en Estados Unidos.

Gracias a los cambios realizados a la Ley de Prácticas justas de Cobro de Deudas, que entraron en vigor el martes 30 de noviembre y que introdujo la administración de Donald Trump, los estadounidenses deberán soportar la posibilidad de que les cobren sus deudas a través de redes sociales.

De acuerdo con el Washington Post, la anterior directora de la Oficina de Protección Financiera del Consumidor, Kathy Kraninger, las nuevas reglas tienen la intención de “modernizar el régimen legal para el cobro de deudas”.

El diario estadounidense resalta que esto podría derivar en nuevas formas de acoso hacia los consumidores que tienen dificultades para pagar, tras la pérdida de sus empleos durante la pandemia.

Al final del tercer trimestre de 2021, 77.6 millones de estadounidenses tenían al menos una deuda en proceso de cobranza. En conjunto, según el informe de TransUnion, la deuda total es de 188,000 millones de dólares en saldos pendientes.

A favor de estas medidas, se argumenta que una de las misiones de la oficina es estar siempre un paso adelante en la modernización de las comunicaciones con los consumidores. Es decir, que se busca incentivar el uso de los canales preferidos por estos.

Los límites que marca la ley

Sin embargo, los consumidores pueden estar tranquilos debido a los límites que marca la ley.

Por ejemplo, las empresas deben enviar solicitud de mensaje informando explícitamente que se trata de una intención de cobranza. De este modo, el consumidor decidirá si acepta la comunicación o no.

Del mismo modo, los cobradores no pueden publicar algo referente a la deuda que sea visible para el público en general o los contactos, amigos o seguidores del consumidor.

Botón volver arriba