Denuncian que la alcaldesa de Mexicaltzingo, Saray Benítez, “se mareó” por el poder

Ciudadanos aseguran que la señora ha cerrado las puertas de su oficina al pueblo.

La gente está molesta con la forma en que dice Saray Benítez que gobierna Mexicaltzingo. Muchas quejas hay contra la presidenta municipal de quien se dice que “ya se trepó al tabique, al grado de haberse mareado y no hay poder humano que la baje”.

Los vecinos señalan que con pocos meses de iniciada su administración, ni el teléfono del ayuntamiento responden y que en sus redes sociales no han dado a conocer la forma en que la ciudadanía puede encontrarse con ella en caso de requerir atención.

En ese sentido, preguntan ¿Dónde quedó la promesa de gobierno cercano?

Una señora indignada, expuso que ya muchas personas en el municipio dan muestras de inconformidad ante esta situación, pues han reportado sobre diversas problemáticas y no han sido atendidos por las autoridades, principalmente los enormes baches en las calles y coladeras abiertas.

“Las rejas de la coladera que se encuentra enfrente de la Deportiva municipal, están rotas y representan un peligro para peatones, ciclistas y autos, además de que la basura tiene libre acceso, lo que está generando que se acumule en el interior y podría generar inundaciones en el área cuando comience la temporada de lluvias”, señaló.

Otros más indicaron que es más que visto que la presidenta municipal ya no es la misma que en campaña, donde mostraba su mejor cara, donde era humilde y empática.

“Ahora se le ha olvidado que un presidente municipal está ahí para servir a la población y para ello es necesario tener el tacto, la sensibilidad y los oídos bien atentos a lo que la gente necesita, ya que a fin de cuentas fue la propia ciudadanía la que la puso donde hoy está; ni qué decir de sus mismos allegados, pues como dice la sabiduría popular: si en la política quieres jugar, debes aprender a no patear”.

Botón volver arriba