Lerma se convierte en “Tierra sin Ley” bajo el mandato de Miguel Ángel Ramírez Ponce

Acusan que el presidente municipal ordena a los elementos de seguridad vial extorsionar a los automovilistas.

Denuncian que el presidente municipal de Lerma, Miguel Ángel Ramírez Ponce, “ha mostrado las uñas” muy pronto y, en forma por demás lesiva para la ciudadanía, ha dado la orden a los elementos de seguridad vial para que extorsionen a los automovilistas.

Señalan que en particular una oficial y su pareja, que pertenecen a seguridad vial, se dedican diario a quitar las placas a los transportistas, contratistas aunque no exista razón para ello.

Exponen que el día martes, sin que se obstruyera el paso en la calle Emiliano Zapata, en las plantas Hazpan y Suandy, se presentaron dichos elementos para hacer de las suyas.

Indican que la anterior administración municipal sacaba recursos de otra parte, y no “fregaban” al prójimo como en el actual gobierno, lo cual habla muy mal del presidente municipal.

Mencionaron que parece que es “el pan de cada día”, ya que no solamente buscan cebarse en los automovilistas y camioneros, sino que también la han emprendido en contra de los motociclistas.

Además, denuncian que van cambiando de lugares para extorsionar y que de pronto se aparecen en las plazas comerciales para quitar placas a diestra y siniestra.

Consideran que este tipo de acciones no se valen, ya que mientras la autoridad municipal se dedica a extorsionar, la inseguridad en el municipio crece, sin que las “estrategias” que ha implementado Miguel Ángel Ramírez Ponce sirvan de algo.

“Ahí es donde Ramírez Ponce debería de enfocar más el recurso y no estar fregando a la población. No tiene madre”, aseguraron.

Botón volver arriba