Ray Liotta, estrella de “Goodfellas” muere en Dominicana a los 67 años

Ray Liotta, el actor que saltó al estrellato tras protagonizar Goodfellas (Buenos muchachos), el clásico de crimen de Martin Scorsese, murió este 26 de mayo del 2022 a los 67 años.

Liotta falleció en la República Dominicana, donde se encontraba grabando una nueva película llamada Dangerous Waters, aunque aún no hay muchos detalles, se sabe que murió mientras dormía.

Liotta, quien era padre de una hija llamada Karsen, estaba comprometido con su actual pareja, Jacy Nittolo.

Además de su extraordinario papel como Henry Hill en el clásico de Scorsese, el actor también era reconocido por otras películas como Narc, Somenthing Wild y Revolver.

Antes de su muerte, Ray Liotta también tuvo un papel prominente en la serie Black Bird de Apple TV+ y durante su carrera ganó un Emmy y fue nominado a un Globo de Oro.

Abandonado por sus progenitores biológicos en un orfanato y adoptado con seis años, de joven peregrinó hasta la Costa Oeste y cumplió con creces en la conquista de Hollywood. Su madre adoptiva llegó a asomarse a sus primeros triunfos, aunque no vio el estreno de Uno de los nuestros: enferma de cáncer, falleció en mitad del rodaje. Con ocasión del 25 aniversario de la película, el New York Times reunió al reparto y Liotta recordó la asombrosa peripecia de un rodaje marcado por los fines de semana en el hospital, cuando regresaba a Newark para acompañarla. También comentó que logró enganchar a Scorsese cuando este le vio, durante el estreno en Cannes, en 1988, de la Última tentación de Cristo, quitándose de encima a los guardaespaldas del director,

Irregular y magnético, quedará por un puñado de títulos y por el aura indefinible, entre salvaje y aniñada, que desprendía. Estaba en posesión del octanaje propio de las estrellas. Era muy capaz de robar un guión en apenas cinco minutos. Ni la ignominia de los papeles menores ni las cirugías que enmudecieron la flexibilidad de su rostro empalidecen su ensordecedor legado.

Botón volver arriba