Inicia nueva etapa en el desarrollo de los ferrocarriles: AMLO


Gobierno Federal realizará acompañamiento técnico para otorgar título de asignación a gobierno estatal.

Los ciudadanos de la Zona Metropolitana de Monterrey serán testigos y beneficiarios de una nueva modalidad de colaboración entre la iniciativa privada y los tres órdenes de gobierno para obtener el máximo beneficio de las vías del ferrocarril en aras de ampliar las opciones de movilidad para cubrir la demanda creciente de pasajeros de una de las ciudades más importantes del país.
Al fungir como testigo de honor de la firma del Convenio para Fortalecer el Sistema Integral de Movilidad Metropolitana, el presidente Andrés Manuel López Obrador consideró:
“Es muy importante que con la participación de todos iniciemos una etapa nueva en el desarrollo de los ferrocarriles y que se inicie aquí, en Monterrey con la participación de todos.”
El Convenio para Fortalecer Sistema Integral de Movilidad Metropolitana, firmado por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y el gobierno de Nuevo León integra la colaboración del concesionario Kansas City Southern de México en la elaboración de un diagnóstico exhaustivo de la infraestructura disponible y la carga de tráfico actual.
Ello permitirá formular propuestas para aumentar la capacidad en los servicios de transporte en tramos de doble vía, laderos, sistemas de señalización y control, entre otros.
“Es un proyecto que se puede replicar en todo el país con la participación de los concesionarios. Por eso se tomó la decisión de apoyar este proyecto. En el caso de Monterrey es utilizar un derecho de vía de muchos kilómetros, de García al Aeropuerto. Es un nuevo sistema de transporte público que va a ayudar mucho a la movilidad de Monterrey y en los municipios conurbados”, afirmó el presidente.
Durante su intervención, el titular de SCT, Javier Jiménez Espriú, señaló entre los principales beneficios la disminución de 81 millones de viajes anuales que actualmente se realizan por medios distintos al ferrocarril, gracias a la restructuración de las líneas de transporte alimentadoras “para hacer el corredor más productivo y eficiente, así como hacer enlaces para mayor alcance de la población”.
Señaló que a lo largo de 62 kilómetros se conectarán los municipios de Apodaca, San Nicolás de Los Garza, Monterrey, San Pedro Garza García, Santa Catarina y García, a la red de transporte masivo con correspondencia en las Líneas 1 y 2 del sistema Metrorrey y con la línea de Ecovía BRT, cubriendo un área de influencia que incluye 850 mil posibles pasajeros.
Además, atendería potencialmente una parte sustancial de los once millones de pasajeros que anualmente utilizan el aeropuerto internacional de Monterrey. Habrá en principio 27 estaciones en una primera estimación, 22 intermedias, dos terminales y tres de transferencia intermodal con el Metrorrey y la Ecovía.
“Vamos a seguir apoyando hasta que se concluya esta obra, hasta que se le dé una utilidad completa en beneficio de los ciudadanos a estas vías del ferrocarril. Todo lo que se necesite, va a tener respaldo del gobierno federal”, señaló el presidente.
Lo acompañaron el gobernador Jaime Rodríguez Calderón; el jefe de la Oficina de la Presidencia Alfonso Romo Garza; el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú; el titular de la Agencia Reguladora del Transporte Ferroviario de la SCT, Alejandro Álvarez Reyes Retana y el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar Lomelín.

ESTRATEGIA NACIONAL DE PREVENCIÓN DE ADICCIONES RECIBIRÁ APOYO SIN PRECEDENTES, AFIRMA EL PRESIDENTE

Educación, salud y comunicación son las tres líneas de acción que seguirá un equipo interdisciplinario de expertos para dar forma a la Estrategia Nacional de Prevención de Adicciones, uno de los pasos fundamentales del Gobierno de México para dar solución a la situación de inseguridad y violencia en el país.
En diálogo con medios de comunicación, el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que este esfuerzo nunca antes emprendido por un gobierno mexicano tendrá “un trato especial, es una prioridad, va a integrarse en una coordinación con el apoyo de todas las instituciones”, incluyendo los Programas Integrales de Bienestar, Jóvenes Construyendo el Futuro, los programas de becas para la educación y el apoyo de expertos.
La Estrategia Nacional de Prevención de Adicciones es una de las acciones más importantes del plan general para pacificar al país, y consiste en un proceso simultáneo de tareas ya iniciadas por el gobierno federal:
“Primero, atender las causas por las que se produjo tanta inseguridad y tanta violencia en el país. Primero es que el gobierno cumpla con su función social, que haya crecimiento económico…”
“Lo segundo es que haya protección al ciudadano para la seguridad pública… Lo tercero es que podamos dirigirnos a los jóvenes con este programa que es importantísimo.”
En ese sentido, detalló que el acompañamiento que dará el gobierno federal a los jóvenes inicia con el fortalecimiento de valores, brindarles opciones de estudio y de trabajo, espacios de diálogo en las escuelas, atención integral a su salud, así como “un gran plan de difusión, que todos ayudemos, el gobierno, los medios de información, las familias, todos ayudemos a orientar, a informar como nunca”.
Durante su intervención, el coordinador general de Comunicación Social y vocero de Presidencia, Jesús Ramírez Cuevas, señaló que “se trata del primer esfuerzo interinstitucional serio para combatir el tema de las dependencias al uso y abuso de las sustancias psicoactivas, así como de las drogas legales que existen en nuestro país”.
De manera simultánea se realizará una campaña nacional de información y prevención; además, con el respaldo institucional de las dependencias del gobierno federal, “construir prácticas sociales comunitarias para este propósito”.
Agregó que, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Adicciones, hay 2.2 millones de personas que recurren al consumo de sustancias psicoactivas; de ellas, 230 mil son menores de edad.

Previous “Palo” a 3 empresas que participaban en el NAIM
Next LA “QUIEBRA” DE PEMEX: SEGUNDO FOBAPROA (SEGUNDA PARTE)