Veracruz todavía a siete partidos de ser el peor del mundo

Los Tiburones Rojos del Veracruz perdieron su encuentro con uno de los coleros de la tabla, Juárez, y  llegaron a 36 juegos sin ganar por lo que están tan solo a siete partidos del récord sin victorias de una franquicia profesional, que pertenece al Chernomorets Burgas de Bulgaria.

La historia indica que el club búlgaro llegó a 43 compromisos sin obtener un triunfo en 2007 y terminó en la división de ascenso de su país. Unos días después desaparecería al tener problemas económicos. Ahora, el Veracruz persigue esa marca negativa.

El conjunto escualo aún tiene nueve partidos para conseguir esa marca, hasta el final del Apertura 2019. Se esperaba que con la llegada del nuevo técnico, Enrique López Zarza, la racha negativa terminaría, pero con dos encuentros al mando, la productividad del estratega se resume a un empate ante Cruz Azul y la derrota ante Juárez, rival directo por la permanencia en Liga MX.

Pero todavía le quedan mucho por recorrer a Veracruz y todo indica que de seguir así, sólo Puebla sería un rival al que le pudieran ganar, pues le restan juegos contra Santos, Toluca, León, Pumas, Xolos, Puebla, Monterrey y América.

Botón volver arriba