Encienden “focos rojos” la baja productividad e informalidad

El exceso de oferta de mano de obra barata en México significa que hay pocos incentivos para innovar

La poca productividad y el gran número de mexicanos que están ingresando a la informalidad, la cual no genera impuestos al gobierno, encienden los “focos rojos” en diversos ámbitos.
La economía de México ha crecido a solo 2.4 por ciento anual durante los últimos 25 años, la mitad del promedio de los mercados emergentes. Este año probablemente será peor, con un pronóstico de crecimiento del uno por ciento o menos.
Para alcanzar tasas de crecimiento cercanas al 4 por ciento que apunta el presidente Andrés Manuel López Obrador, es necesario contar una mayor productividad, afirma Manuel Molano, director del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).
Pero el exceso de oferta de mano de obra barata en México significa que hay pocos incentivos para innovar, señala Molano.
El exceso de mano de obra se puede ver en todas partes, desde restaurantes de la Ciudad de México con dos camareros por mesa, hasta complejos turísticos de playa llenos de trabajadores que compiten por los mismos dólares de los extranjeros.
Cuando las empresas aumentan la producción, a menudo son extorsionadas por todos, desde jefes sindicales y políticos hasta el crimen organizado, destaca Molano. Las familias contratan a conocidos, por temor a que personas externas roben o a que aprendan el modelo de negocio y luego se vayan para convertirse en un rival.
“México es básicamente una economía dual”, declara Alberto Ramos, economista jefe para América Latina de Goldman Sachs.
“Algunos enclaves están integrados globalmente. Y luego está el campo, con bajos niveles de capital humano y educación, violencia, donde el crecimiento de la productividad ha sido cero durante 50 años”.
AMLO, quien asumió el cargo en diciembre del año pasado, proviene de Tabasco y es muy consciente de la desigualdad.
Algunos de sus mayores programas de infraestructura, incluida una línea de ferrocarril de carga a campo traviesa destinada a competir con el Canal de Panamá, están orientados a los estados más pobres del sur. López Obrador también ha realineado el gasto para centrarse en los servicios sociales, en particular las transferencias directas de efectivo a estudiantes y ancianos.
Pero los problemas duales de la informalidad y la evasión fiscal dejan al gobierno sin recursos para enfrentar la pobreza y construir infraestructura.
México recauda alrededor del 16 por ciento del PIB en impuestos, menos de la mitad del promedio de la OCDE. Y para obtener incluso esa escasa cantidad, depende mucho más de los impuestos corporativos, y menos de las contribuciones a la seguridad social, que sus pares de la organización.
La informalidad laboral es un tema importante, pero posiblemente es un tema mucho más importante de lo que se considera generalmente. Según cifras 59. 9 por ciento de los mexicanos que desarrollan un trabajo lo hacen en la informalidad. Es bien sabido que dicho trabajo informal generalmente implica carencias en términos de derechos laborales, seguridad social, estabilidad en el empleo, etc. Este tema, el de los derechos laborales, es el más estudiado en la literatura académica y el que con frecuencia se ataca con políticas públicas.
Sin embargo otros han destacado, lo que debe llamar nuestra atención es que la informalidad probablemente tiene implicaciones graves más allá del tema de derechos laborales.
La informalidad afecta de manera importante el nivel y la tasa de crecimiento de la productividad de nuestro país.

Botón volver arriba