Seis cadáveres recuperados tras la erupción de un volcán en una isla de Nueva Zelanda.


 

Este jueves el equipo militar neozelandés logró recuperar seis de los ocho cuerpos que se habían reportado desde que un volcán entró en erupción en la Isla Blanca, al norte de Nueva Zelanda. Según el reporte, los seis cuerpos fueron trasladados en helicóptero a Whakaari, que es la localidad más cercana a la isla. Según las autoridades, se estimó un total de 16 muertes: ocho confirmadas el miércoles, más los seis cuerpos recuperados este jueves, aunque se cree que aún hay dos cadáveres más en la isla, pero las labores de rescate se ven limitadas debido a lo riesgosa que se ha vuelto la zona, con una probabilidad de nueva actividad volcánica de un 60%.

Según los medios, el equipo de rescate, integrado por ocho militares vestidos con trajes especiales que les permite resistir altas temperaturas, ha iniciado, durante la mañana de este viernes, nuevas movilizaciones para intentar recuperar los cadáveres restantes. En el operativo también participan helicópteros y el buque “Wellington”.

También se ha reportado que al menos 17 17 víctimas heridas permanecen ingresadas en las unidades de quemados de los hospitales neozelandeses, 13 de ellas en estado crítico, después de que las autoridades australianas repatriaran a 11 de sus ciudadanos heridos. Muchas de estas personas heridas sufren quemaduras en más del 80 % de su cuerpo y abrasiones internas debido a la inhalación de gases, lo que ha obligado a Nueva Zelanda a importar injertos de piel para tratarlos.

Previous Abaten a hombre que amenazaba a policía parisina con cuchillo
Next Atentado con coche bomba deja tres heridos cerca de una base militar en Colombia.