Al menos 496 muertos y 17 mil heridos durante las protestas en Irak, según un reporte de la ONU.


 

Así lo informó la ONU en un reporte emitido este miércoles por el Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la organización. Según la representante especial de ONU para Irak, Jeanine Hennis-Plasschaert, se han registrado casos de secuestro y asesinato de manifestantes en las últimas semanas, por lo que considera que el Estado “es responsable de proteger a su pueblo. Los secuestros, arrestos ilegales y asesinatos atroces no tienen cabida en una democracia”. Además, alertó que esta situación no puede ser una nueva norma en Irak y pidió a los líderes políticos cumplir con su tarea, responder a las demandas de los manifestantes y aplicar reformas.

Por otro lado, la funcionaria precisó que, debido a la crisis política que atraviesa el territorio iraquí, es necesario tomar acciones decisivas para elegir un nuevo primer ministro, a un día de que expire el plazo para la medida.

Por su parte, el pueblo iraquí, que se ha manifestado arduamente en las últimas semanas, también solicita la dimisión del Gobierno, la disolución del Parlamento y la desaparición del sistema político establecido tras la invasión de Estados Unidos en 2003.

Previous Medio centenar de alcaldes estadounidenses solicitan poner fin al incremento en tarifas para trámites de inmigrantes.
Next Mujeres de la India protegen a estudiante durante la represión de las protestas.