Donald Trump solicita a los gobiernos de Rusia, Siria e Irán detener la violencia contra civiles en la provincia de Idlib.

 

Este jueves el presidente de los Estados Unidos solicitó a los gobiernos en cuestión que detengan la violencia contra civiles en la provincia siria de Idlib, controlada por los rebeldes. Mediante un comunicado emitido a través de sus redes sociales, el mandatario escribió: «Rusia, Siria e Irán están matando, o en camino a matar, a miles de civiles inocentes» en ese territorio del noroeste sirio dominado por los yihadistas; «¡No lo hagan! Turquía está trabajando duro para detener esa matanza».

Desde el 16 de diciembre, las fuerzas del presidente sirio Bashar al Asad, con el apoyo de la fuerza aérea rusa, han intensificado sus bombardeos sobre la región y los combates en tierra contra los yihadistas y rebeldes, a pesar de un alto el fuego anunciado en agosto. Según datos no oficiales, durante los recientes ataques a la región, alrededor de 80 civiles fueron asesinados en la nueva escalada.

Ankara dijo el martes que está en conversaciones con Moscú para asegurar un nuevo alto el fuego en Idlib, y pidió el fin inmediato de los ataques. Así mismo, Francia también pidió un retroceso «inmediato» de las acciones, acusando a Damasco y sus aliados rusos e iraníes de «empeorar la crisis humanitaria».

La región de Idlib está dominada por yihadistas del grupo Hayat Tahrir al Cham (HTS) y otros movimientos rebeldes. El régimen, que ahora controla más del 70% del territorio sirio, ha dicho repetidamente que está decidido a reconquistar Idlib.

Botón volver arriba