Por cambio climático, la falta de agua es el mayor reto del Canal de Panamá

La falta de agua, derivada del cambio climático, es el mayor reto que enfrenta el Canal de Panamá para seguir operando con normalidad, señaló el gobierno este martes, a 20 años de que Estados Unidos transfiriera su administración al país centroamericano.

«En estos 20 años hemos tenido un Canal con un alto estándar de eficiencia», señaló el presidente panameño, Laurentino Cortizo, durante los actos de conmemoración del traspaso de la vía a manos panameñas el 31 de diciembre de 1999.

Sin embargo, el abastecimiento de agua es «un reto enorme», señaló Cortizo. «No solamente el agua para consumo humano, si no para producir alimentos y el agua para el Canal. Ahí tenemos otro de los grandes retos», añadió el mandatario.

La vía enfrenta los embates del cambio climático. Según la Autoridad del Canal de Panamá (ACP), en 2019 las lluvias han estado 27% por debajo del promedio, mientras que el aumento de las temperaturas ha llevado a una mayor evaporización de agua en los embalses que abastecen la vía marítima.

La situación ha provocado que de los 5.250 millones de metros cúbicos de agua dulce que necesita el Canal para operar de manera sostenida, sólo se dispongan de unos 3.000 millones, lo que hace temer que las navieras opten por otras rutas, como el Canal de Suez, para evitar incertidumbre.

«Mantengo la gran inquietud por el agua, pues el cambio climático ya nos esta afectando. Para mí esta es la principal amenaza», lamentó a la AFP el exadministrador del Canal, Jorge Quijano.

Botón volver arriba