Nuevas manchas de petróleo aparecen sobre las aguas de Brasil.


De acuerdo con los medios, las nuevas manchas fueron reportadas entre la noche del 29 y el 30 de diciembre, al noroeste del territorio brasileño. Según los informes, los lugares afectados son las playas de Caetanos de Baixo y Caetanos de Cima, en el municipio de Amontada, en la región de Itapipoca, así como Barra de Poço Velho, en el estado de Ceará.

Según las autoridades locales, las localidades perjudicadas, que están escasamente pobladas con menos de 200 habitantes, basan su sustento en la pesca artesanal, la agricultura y el turismo comunitario, por lo que la contaminación marítima detectada supone un grave problema para la economía de las regiones.

Según la Red de Turismo Comunitario de Caetanos de Cima, el petróleo «ya había aparecido a principios de octubre, solo que era en poquísima cantidad. Esta vez hay más», según recogen medios locales. Además, la Red ha informado a la Marina y a la Autoridad de Medio Ambiente de Amontada y está esperando su intervención: «Estamos a la espera de dos organizaciones responsables y aconsejando a los visitantes y a la comunidad que no se bañen en el mar o limpien sin equipo».

Por su parte, la Marina de Brasil ha comunicado en una nota de prensa que «se están enviando muestras del material para su análisis en el Instituto de Estudios del Mar del Almirante Paulo Moreira para verificar el tipo de petróleo» y ha añadido que en la recolección de los rastros de petróleo militares están participando miembros del Instituto Brasileño de Medio Ambiente, de la Defensa Civil y voluntarios, todos ellos coordinados por el Grupo de Monitoreo y Evaluación. Además, ha informado de que se movilizará más personal militar para limpiar áreas de playas deshabitadas.

Previous Exhortan en Chihuahua a vacunarse contra la influenza
Next Cantante brasileño muere de un infarto durante una de sus presentaciones.