Recriminan en Morelos a AMLO incumplimiento de promesas


Policía sale en defensa del mandatario e increpa a manifestantes sacando su arma, es detenido.

De visita en esta comunidad perteneciente al municipio de Ayala, donde hace un año arrancó el Año de Emiliano Zapata, el presidente Andrés Manuel López Obrador enfrentó reclamos de campesinos y activistas, quienes recordaron al mandatario que el asesinato de Samir Flores, ocurrido el 20 de febrero del año pasado, no ha sido esclarecido.
“¡Obrador, mentiroso y hablador!”, fue el grito que acompañó la protesta de decenas de integrantes de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA), quienes además exigieron retirar la polémica pintura de Zapata Desnudo, que desde hace más de un mes se exhibe en el Palacio de Bellas Artes, en la capital mexicana.
A su llegada a la Unidad Deportiva de Anenecuilco, los campesinos rodearon al Ejecutivo federal, lo que retrasó por varios minutos la llegada del tabasqueño, y tuvo que abrirse camino con la ayuda de su equipo de seguridad.
Los militantes de la UNTA iban acompañados de activistas e integrantes de la Asamblea Permanente de los Pueblos de Morelos (APPM), además de campesinos, quienes demandaron a López Obrador el cumplimiento de sus promesas de campaña, en el sentido de cancelar la termoeléctrica, el gasoducto y el acueducto –construidos en la zona oriente–, que conforman el Proyecto Integral Morelos (PIM).
Sin embargo, una de las mayores demandas de los asistentes fue la exigencia de justicia para el activista Samir Flores, opositor al PIM. A 11 de meses de ocurrido, el crimen no ha sido esclarecido y tampoco hay detenidos.
Previo a la llegada del presidente de la República, los integrantes de la APPM dieron a conocer su postura y subrayaron que la visita del mandatario a Morelos es “un auténtico acto de provocación” por el impulso que ha dado al PIM y por la falta de justicia en el asesinato de Samir Flores.
“Ante estos hechos, de franco desprecio a la ley y a los derechos de los pueblos, vemos la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador al municipio de Ayala como un acto de provocación a la justa y digna lucha de los pueblos”, recalcaron.
Policía sale en defensa del mandatario e increpa a manifestantes sacando su arma, es detenido.
La Comisión Estatal de Seguridad Pública de Morelos reconoció que uno de sus elementos portó una arma e increpó a militantes de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA) durante la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador.
Cuando el mandatario llegó al zócalo de Anenecuilco fue interceptado por miembros de la organización, quienes le recriminaron la exhibición de la pintura de Emiliano Zapata con toques femeninos en Bellas Artes.
Tras el paso del mandatario, el agente de seguridad sacó una arma y amenazó a un integrante de la UNTA ante el desconcierto de algunos asistentes, según muestra un video que circula en redes.
Entre el intercambio de gritos y empujones, el policía, vestido de civil con pantalón beige y playera negra, cruzó palabras con un integrante de la UNTA que intentaba derribar las vallas metálicas.
En ese momento, el elemento sacó de una bolsa que le colgaba en el pecho una pistola escuadra con la que amenazó a su interlocutor.
“Trae un arma, trae un arma”, gritaron otros militantes de la organización que se encontraban en la zona mientras otros policías, también vestidos de civiles, rodearon al que sacó el arma, sin embargo, éste pedía que lo dejaran porque pertenecía a un “grupo especial”.
AMLO acude a ceremonia del Día de la Enfermara, le piden aumento salarial
El Presidente Andrés Manuel López Obrador pidió a enfermeras y enfermeros del país “apoyarlo” a vigilar y denunciar actos de corrupción que se den en la compra de fármacos y material de curación y robo de los mismos.
“En eso nos tienen que ayudar ustedes”, dijo a empleados del sector durante la ceremonia para festejar el Día de las Enfermeras y Enfermeros realizada en Yautepec de Zaragoza, Morelos.
Agregó que los 90 mil millones de pesos asignados para la salud deben ser suficientes para que haya abasto de medicamentos y materiales, si no se permite la corrupción.
Entre los asistentes hubo gritos en los que se demandaba aumento salarial a los empleados del sector.
-“Hoy, hoy, hoy”, pidieron los enfermeros. -“Yo no soy Fox, soy Andrés Manuel”, les reviró el Presidente y afirmó que en su gobierno después de 40 años ha subido dos veces en un año el salario mínimo.
Sin embargo, se comprometió a revisar su situación y basificarlos, promesa ante la que los asistentes aplaudieron.
El mandatario afirmó que trabajará para garantizar que la atención primaria esté unificada en las instituciones de salud, como el IMSS, el ISSSTE y los hospitales de Pemex, entre otras instituciones.

Previous Ríos Farjat asume como nueva ministra de la Corte
Next Atiende SSE a través de la policía de género, situaciones de riesgo para las mexiquenses