PADRES DE NIÑOS CON CÁNCER BUSCARÁN AYUDA INTERNACIONAL

La irregularidad en el abasto de medicamentos oncológicos para sus hijos obligó a los padres a buscar asesoría que les permita solicitar ayuda internacional en las embajadas de Estados Unidos y Francia

La irregularidad en el abasto de medicamentos oncológicos para sus hijos obligó a los padres y madres a buscar asesoría que les permita solicitar ayuda internacional en las embajadas de Estados Unidos y Francia, entre otras.
Pero no sólo los papás de niños con cáncer, también transplantados y con trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) de diversos hospitales del país; además de pacientes con VIH-SIDA y mujeres con cáncer de mama llegaron a la calle Luz Saviñon número 519, ubicada en la colonia Del Valle Norte, con la finalidad de tener una mesa de diálogo con los representantes de Amnistía Internacional y obtener ayuda internacional.
Israel Rivas, vocero de los padres y madres de niños con cáncer, manifestó que en los próximos días también buscarán dialogar con el Nuncio Apostólico Franco Coppola, para que la crisis de desabasto se escuche en el Vaticano.
Frente a la sede de Amnistía Internacional México, en la colonia Del Valle, Rivas denunció que el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, los integró a un chat de WhatsApp para informarle directamente de los lugares donde hay desabasto, pero “el subsecretario no contesta”.
“Hay un silencio criminal, porque no hay otra palabra. Es un silencio que mata, porque ni siquiera tiene la capacidad (López-Gatell), la honorabilidad y el valor civil de decir: ‘aquí estoy, ¿cuál es el problema?’”, recalcó Rivas.
Junto con Amnistía Internacional, los afectados acudieron a pedir asesoría para el trámite de visas humanitarias, con la idea de llevar a sus hijos a otros países para recibir atención médica, dado que la intermitencia de medicamentos ha provocado daños secundarios en los infantes, y los que estaban casi recuperados, recayeron.
Además, insistieron a las autoridades de salud que entreguen el “poco medicamento” que tienen para hacerle las pruebas en laboratorios de su confianza y evitar que sus hijos tomen medicina contaminada, como ocurrió con seis pacientes en Tabasco.
Amnistía Internacional se encargará de las mesas de diálogo con la Secretaría de Salud y la de Gobernación. La primera plática será para conseguir el apoyo ante las embajadas de otros países y así obtener el tratamiento y su seguimiento. También se buscará obtener visas humanitarias para que los casos más graves sean tratados de manera urgente en el extranjero.

Botón volver arriba