Roberta Jacobson aclara su testimonio sobre García Luna: “No hay historia de fondo o conspiración”

La ex embajadora de Estados Unidos en México, Roberta Jacobson, aclaró su testimonio recientemente publicado respecto al supuesto conocimiento de las actividades ilícitas de Genaro García Luna por parte de Felipe Calderón.
En un tuit, la ex representante diplomática puntualizó sus palabras publicadas en la pieza periodística “Conocíamos las andanzas de García Luna…pero debíamos trabajar con él” de la revista Proceso:
“Seamos claros sobre lo que dije y siempre he dicho sobre el ex secretario García Luna: 1. Nunca vi ninguna información corroborada de en cuanto a su participación en el tráfico de drogas”, inició su aclaración.
Después, al explicar la naturaleza de su trabajo sostuvo un segundo punto:
“2. En un ambiente de muchos rumores, uno siempre es cauteloso al trabajar con funcionarios”, especificó Jacobson derivado de la polémica en torno al reportaje.
Asimismo, explicó que su declaración fue brindada en el contexto de una investigación judicial, misma que no está en de sus competencias:
“3. No hay historia de fondo o conspiración para ‘por qué ahora’. Las mismas respuestas que di hace meses cuando fue detenido. Un periodista decidió escribir una historia”.
Esta aclaración surge después de la publicación del semanario, porque, de acuerdo con la pieza informativa basada en el testimonio de la ex embajadora, “el gobierno de Felipe Calderón tenía en su poder la información sobre los nexos de Genaro García Luna con el narcotráfico cuando éste fungía como titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP)”.
Por su cuenta, el ex panista señaló esta nota como una falsedad y abrió un hilo en Twitter para aclarar su punto:
“Es falso que mi gobierno tuviera información sobre nexos de Genaro García Luna con el narcotráfico. Actué con determinación contra el crimen organizado y recibí amenazas por ello, jamás hubiera permitido que ningún funcionario con vínculos como esos siguiera en el gobierno”, inició su explicación.
Cabe mencionar que Calderón Hinojosa señaló el mismo punto que Jacobson respecto a que esto no puede ser tomado en serio, pues se trataba de “rumores”.
“La Embajadora Jacobson precisa a que se refiere en la entrevista: ‘Teníamos información y escuchamos rumores que en su mayoría no fueron confirmados… nunca información que fuera confirmada por una fuente imparcial; que no fuera tendenciosa’. Eso lo que hemos sostenido siempre”, continuó el ex mandatario.
Asimismo, Calderón Hinojosa envió una carta al semanario explicando su versión de los hachos, de hecho increpó el cómo fueron presentadas las declaraciones la mencionar el Plan Mérida:
“Si las autoridades de EUA hubieran sabido de vínculos ilícitos del SSP, ¿Por qué la Iniciativa Mérida de la que ella era responsable dotó de importantes dispositivos y tecnología de inteligencia de vanguardia, armamento y equipo, incluyendo helicópteros Sikorsky a la SSP?”, cuestionó.
La Iniciativa Mérida es un acuerdo bilateral de cooperación en seguridad firmado por EEUU y México en 2007, año en que Felipe Calderón pidió ayuda al gobierno de George W. Bush para combatir el tráfico de armas y narcóticos en territorio nacional.
Derivado de este convenio, México recibió entonces una ayuda de USD 2,900 millones para financiar equipo militar, capacitación para personal judicial, mejoras en infraestructura de seguridad pública, adiestramiento militar e implementación de prevención del delito.
Respecto al caso de García Luna, que se sigue en la corte de Nueva York, el juez Brian Cogan negó un recurso de apelación de un magistrado que exigía llevar su proceso penal en libertad tras considerar que no existen las condiciones necesarias para asegurar que el ex funcionario mexicano no huya de la justicia de Estados Unidos, que lo acusa de tres tres delitos relacionados con el narcotráfico.

Botón volver arriba