GOBIERNO REBASADO POR CÁRTELES


Atentados, masacres, bloqueos, narcotráfico, trata de personas, desapariciones y homicidios secuestran a México

México se ha convertido en uno de los países más peligrosos, las autoridades no quieren reconocer su incapacidad para enfrentar el problema de inseguridad en el país, que a vista de todos ha rebasado al estado mexicano, donde a últimas fechas las masacres son todos los días.
El control del territorio ha provocado el desplazamiento forzado de decenas de familias, así como hostigamiento, amenazas y la condena al rezago social a quienes se permanecen en las diversas comunidades de los estados.
En medio de la emergencia sanitaria por la pandemia de Covid-19, la Secretaría de Gobernación (Segob) reconocio que el Cártel de Sinaloa y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) impusieron sus propias medidas restrictivas como el toque de queda.
De acuerdo con el informe “Observaciones sobre Violaciones a Derechos Humanos cometidas durante la Contingencia Sanitaria por COVID-19”, la dependencia precisó que dichas medidas se aplicaron a partir del 12 de abril y hasta el 12 de mayo.
Además del toque de queda, dichos grupos del crimen organizado amenazaron a médicos, impusieron aislamientos y cobro de impuestos.
Las principales entidades afectadas por estas medidas fueron Guerrero, Sinaloa, Veracruz, así como Nayarit, indicó la secretaría a cargo de Olga Sánchez Cordero.
En el caso de Guerrero en Iguala se impuso toque de queda a los habitantes y en Petatán se registraron amenazas a médicos, sin que se precise el cártel responsable.
En Nayarit el CJNG realizó cobro de impuestos en el poblado de Santiago Ixcuintla, mientras que en Tuxpan, Veracruz, el Grupo Sombra impuso un aislamiento.
La Subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración de la Segob presentó un informe en que asegura que los grupos del crimen organizado impusieron medidas ante la pandemia de Coronavirus.
De acuerdo con lo contenido en el documento ‘Observaciones sobre Violaciones a Derechos Humanos cometidas durante la Contingencia Sanitaria por Covid-19’, los hechos ocurrían en al menos cuatro entidades del país.
Se indica que de la segunda quincena de abril al pasado 31 de mayo, el Cártel de Sinaloa, en Culiacán, y la organización criminal Grupo Sombra en Veracruz; impusieron toques de queda, amenazas a personal médico, aislamiento a comunidades y cobro de impuestos.
Lo mismo ocurrió en los municipios de Iguala y Pepetlán en Guerrero, además de en Los Mochis, Sinaloa.
Lo mismo sucedió en algunas comunidades del sur del Estado de México, donde con barricadas y gente armada no dejaban ingresar y salir a habitantes.
Lo que le falto mencionar a la Segon es que incluso se ha detectado falsificación de medicamentos, venta de pruebas para Covid-19 falsas, robo de insumos médicos y su venta de manera informal.
La Subsecretaría a cargo de Alejandro Encinas Rodríguez, advirtió un incremento en la violencia y amenazas contra defensores de los derechos humanos y periodistas en el marco de la pandemia.
Se precisó que en el mismo lapso de tiempo se registraron los asesinatos de cinco periodistas y cuatro defensores.
La crisis derivada de la pandemia de Covid-19 golpea las finanzas de cárteles de la droga y el crimen organizado, que ya adapto sus actividades delictivas e incursiono en mercados emergentes como los de alimentos y medicamentos.
Organizaciones del crimen organizado han recurrido a la entrega de despensas y ayudas a la población que padece las consecuencias económicas de la pandemia del Covid-19, con el objetivo de obtener beneficios en el corto y mediano plazo.

Previous UAEM redoblará esfuerzos por la equidad de género: Alfredo Barrera
Next Sheinbaum niega que semáforo pase a verde