GOBIERNO DE LA 4T DESAPARECE ONCE PROGRAMAS ENFOCADOS A LAS MUJERES

El recorte presupuestario impactará de manera más significativa a las mujeres indígenas, residentes en zonas de alta marginación.

A pesar del discurso del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, en el sentido de que en su gobierno se ha apoyado “como nunca” a las mujeres, en el presente año se prevén recortes de recursos que afectarán a por lo menos once programas enfocados a la atención, cuidado y defensa de las mujeres.
Desde el 2020, la política de austeridad instrumentada por el Gobierno Federal se ha traducido en la reducción de recursos por alrededor de mil 400 millones de pesos que anteriormente estaban destinados a la instrumentación de políticas públicas para promover la equidad en las escuelas, apoyos a viudas, protección de los derechos de niños y adolescentes, e impulso a negocios, entre otros objetivos.
Los programas que se verán afectados estaban contemplados en el Anexo 13 de Erogaciones para la igualdad entre hombres y mujeres del presupuesto federal correspondiente a 2021. Otros más, corresponden al Anexo 18, que tiene que ver con planes dedicados a los menores de edad.
El recorte presupuestario impactará de manera más significativa a las mujeres indígenas, residentes en zonas de alta marginación, aquellas que contaban con pequeño negocio para subsistir y también a las que actualmente se encuentran desempleadas.
El Programa para el Mejoramiento de la Producción y la Productividad Indígena, que era coordinado por el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI), ya no figura este año en el Anexo 13. Este proyecto disponía hasta hace dos años de un presupuesto de 436 millones 616 mil 512 pesos para el apoyo de 4 mil 130 proyectos productivos.
Lo mismo sucedió con el Programa de Apoyo al Empleo, que estaba a cargo de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, y cuya población objetivo era un millón 646 mil 188 mujeres que buscan empleo. Para tal efecto, se le asignaban 306 millones 146 mil 812 pesos, que hoy ya no existen más.
Otros programas que desaparecieron son: el Programa de Fomento a la Economía Social, que contaba con un presupuesto de 203 millones 580 mil 196 pesos; Derechos Indígenas, con 88 millones 597 mil 995 pesos y Coinversión Social, con 136 millones 436 mil 16 pesos.
Por otra parte, aunque otros programas se mantuvieron, se les recortó significativamente el presupuesto. Tal es el caso del Plan de Políticas de Igualdad de Género en el Sector Educativo, al cual se le quitaron 6 millones 957 mil 914 pesos, equivalentes al 77% de sus recursos. El Apoyo Económico a Viudas de Veteranos de la Revolución Mexicana, sufrió un recorte de 26% y el Programa para el Monitoreo y Evaluación sobre la Política en Materia de Equidad de Género, de 13%.
Con anterioridad, el gobierno federal desapareció el programa de Estancias Infantiles y el apoyo a los refugios para mujeres maltratadas. Y aun cuando argumenta que estos proyectos se sustituyeron por “apoyos directos”, éstos no cumplen con el objetivo que tenían los proyectos desaparecidos.

Botón volver arriba