El gobierno impugna suspensiones contra padrón de usuarios de telefonía

El gobierno mexicano impugnó las suspensiones que han sido otorgadas a usuarios de telefonía móvil contra el padrón de datos biométricos, cuya creación fue aprobada en abril pasado por el Senado de la República.

De acuerdo con los registros del Consejo de la Judicatura Federal (CJF), las impugnaciones fueron presentadas el 18 de mayo por la Presidencia de la República –a través de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT)–, y la Cámara de Diputados ante el Segundo Tribunal Colegiado en Materia Administrativa, Especializado en Competencia Económica, Radiodifusión y Telecomunicaciones.

«Por recibido el escrito del quejoso (…) en el momento, el Pleno del Tribunal determinará lo conducente», se lee en las respuestas que se dieron a las dos quejas.

Esto quiere decir que, al admitir los recursos de impugnación, los magistrados deberán pronunciarse sobre la confirmación o revocación de las suspensiones que emitió el juez Juan Pablo Gómez Fierro.

Según los registros judiciales, hasta ahora se han otorgado 362 suspensiones provisionales y 219 definitivas en contra del Padrón Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil (PANAUT), con el cual se obliga a las personas a dar datos sus datos biométricos a las compañías de telefonía celular.

El 20 de abril, una semana después de que se aprobó la creación del padrón de usuarios de telefonía, el juez Gómez Fierro otorgó la primera suspensión provisional.

El juez ha argumentado que no hay una relación directa entre la existencia del padrón y una mejor investigación y persecución de los delitos, como se justificó en el dictamen a la minuta que reforma la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión.

«No se aprecia cómo es que la entrega de esos datos personales, como excepción al principio de protección, podría influir de manera positiva en las actividades de seguridad pública que el Estado está obligado a desplegar.

«Incluso, no se entiende en qué medida se podría ver favorecida la investigación y persecución del delito, pues la entrega de aquellos datos personales no constituye una condición necesaria para que las instancias respectivas investiguen más y mejor», argumentó Gómez Fierro en sus resoluciones.

El juez Gómez Fierro también ha concedido suspensiones contra la Ley de la Industria Eléctrica y la Ley de Hidrocarburos. Por ello, el presidente Andrés Manuel López Obrador solicitó a la Judicatura investigar su actuar.

Con la creación del PANAUT, hasta 122 millones de usuarios de celulares están obligados a darse de alta y registrar sus datos biométricos, es decir, huella dactilar y facial, así como el iris de los ojos. De lo contrario, o si se presentan datos falsos, habrá sanciones que van desde la cancelación de la línea a multas de 15 a 20,000 unidades de medida y actualización (UMA).

También establece que el padrón contendrá, sobre cada línea telefónica móvil, fecha y hora de la activación de la línea adquirida en la tarjeta SIM, y nombre completo o, en su caso, denominación o razón social del usuario.

«La información contenida en el Padrón Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil será confidencial y reservada, en los términos de las leyes en materia de transparencia y protección de datos personales», se afirma en la reforma.

Botón volver arriba