AMLO asegura que caso García Luna no se utilizara para atacar a expresidente

El día de ayer, Genaro García Luna, exsecretario de Seguridad Pública Federal durante la administración de Calderón, fue detenido por autoridades en Estados Unidos del por su presunto vínculo con organizaciones criminales. Hoy el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que su gobierno no busca aprovechar este caso para atacar a su antecesor Felipe Calderón Hinojosa.

“No quiero que se piense que nosotros aprovechamos esta circunstancia para atacar al expresidente Calderón, aún con todo el daño que nos hizo y no sólo a mí, sino al país, y todo comenzó con el fraude electoral. La justicia la encargada de resolver el asunto”, aseveró el mandatario.

Por su parte, Felipe Calderón, quien fuera presidente de México cuando Luna fungía como secretario de Seguridad Pública, aseguró que desconocía los cargos que se le imputan además de asegurar que apoya la ley ante todo.

De acuerdo con las investigaciones de las autoridades de Estados Unidos, entre 2001 y 2012 (durante los sexenios de Vicente Fox y Calderón Hinojosa), García Luna recibió millones de dólares de organizaciones criminales a cambio de protección para el tráfico de drogas y la trata de personas.

“Se va a saber por qué está en curso la investigación. García Luna declarará, también testigos, se tiene que ver si hubo dinero de por medio Se tiene que demostrar quién recibió el dinero, a dónde fue el mismo, cómo se repartió, seguirle la pista y conocer la verdad, pero no podemos nosotros adelantar ningún juicio.

“Es una derrota de un régimen autoritario y corrupto, es un elemento de prueba de que ese modelo fracasó”, comentó AMLO.

López Obrador destacó que la Fiscalía General de la República (FGR) trabaja en la integración de una carpeta de investigación contra García Luna y que una vez concluya ésta se solicitará a un juez de Control el complementar una orden de captura.

Aprovechó para aclarar que la visita del procurador General estadunidense, William Barr, no se respecto a la captura en Texas del también exdirector de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI).

Botón volver arriba