CAMBIO CLIMÁTICO: EL TIEMPO SE AGOTÓ


Por Francisco Guerrero Aguirre

El cambio climático es el mayor desafío global de nuestra era. La preocupación social por el tema trasciende ideologías o mezquindades políticas. Encabezada por jóvenes, finalmente se están elevando voces de protesta que buscan crear conciencia del enorme peligro en el que vivimos.
There is no Planet B (o en español No hay Planeta B) ha sido el grito de millones de personas en todo el mundo, en lo que se ha convertido en la mayor movilización por el ambiente y el cambio climático de la historia.
El rostro visible de las protestas es la activista sueca Greta Thunberg, quien a sus 16 años se ha convertido en el más importante icono de la lucha contra el cambio climático, dando voz a una generación amenazada en su futuro.
Thunberg tiene más de 1 millón seiscientos mil seguidores en su cuenta de twitter: @GretaThunberg y sus redes sociales se han convertido en las grandes movilizadoras para incrementar la presión a los “poderosos”, con el objetivo de que se implementen acciones urgentes y concretas sobre el calentamiento global.
La Cumbre sobre el Cambio Climático de Nueva York busca grandes objetivos: una transición global a las energías renovables; infraestructuras y ciudades sostenibles y resistentes; agricultura sostenible y manejo de bosques y océanos; resiliencia y adaptación a los impactos climáticos; y alineación de las finanzas públicas y privadas con una economía neta cero.
Se busca aumentar las contribuciones realizadas por los países en el Acuerdo de París de 2015, en el que se plantea la descarbonización de las economías en la segunda mitad de este siglo, cuyo objetivo principal es lograr que la mayor cantidad posible de Estados se comprometan a alcanzar la “neutralidad climática” en 2050.
Para el Banco Mundial, 100 millones de personas podrían ubicarse en situación de pobreza en 2030 sólo por los impactos del clima. El cambio climático podría obligar a más de 143 millones de personas a trasladarse dentro de sus países y a migrar a otras latitudes en búsqueda de la supervivencia.
Este fenómeno tiene un impacto directo en la democracia y la gobernabilidad. David Held y Angus Fane Hervey, en su brillante artículo Democracy, climate change and global governance, mencionan 5 ideas centrales que vale la pena destacar:
1) El reto al que se enfrenta la democracia con respecto al cambio climático es multifacético, multidimensional y exige políticas de gobernanza global.
2) La breve duración de los ciclos electorales tiende a centrar el debate político en los triunfos a corto plazo y así satisfacer la coyuntura. El tema del cambio climático no genera réditos políticos.
3) Los políticos pueden proclamar una serie de compromisos políticos para mitigar el cambio climático, pero el resultado de dichos esfuerzos depende también de otros factores ajenos a su control.
4) Las democracias no han sido capaces de superar los problemas de cortoplacismo, de acción colectiva y otros factores que obstaculizan los esfuerzos por reducir las emisiones contaminantes.
5) Los problemas globales no pueden resolverse mediante la actuación solitaria de un Estado nacional, ni por la labor de los Estado agrupados en bloques regionales. Lo que se necesita es una acción colectiva y colaborativa, global e integral.
Balance
El cambio climático afecta especialmente a los países más pobres. La inacción sobre las consecuencias del mismo pone en peligro sus democracias y los derechos humanos, creando una discriminación que se volverá insostenible.
No hay Planeta B. Tampoco hay segundas oportunidades. Si nos mantenemos indolentes y paralizados, los más jóvenes vivirán sin piedad las grotescas consecuencias del cambio climático y el calentamiento global. Los millennials enfrentan un porvenir sombrío si no se modifica la ruta suicida en la que vamos.
No hay espacio para discursos vacíos sin acciones concretas. Las declaraciones políticas deben estar acompañadas de planes reales, ejecutables y medibles a corto, mediano y largo plazo. El tiempo se agotó.

Previous López Obrador presenta primeros resultados de la estrategia de rescate a Pemex
Next Suman DIFEM y DIF municipales esfuerzos para atender a mexiquenses: Fernanda Castillo de Del Mazo