Se desatan protestas por abuso policiaco en Jalisco


Los manifestantes incendiaron patrullas, exhibieron carteles y pidieron justicia para Giovanni

La tarde de este jueves, cientos de jóvenes salieron a las calles del centro de Guadalajara, Jalisco, para protestar por el asesinato de Giovanni López, que habría sido cometido por policías del municipio de Ixtlahuacán.
Las y los jóvenes que protestaron ante el Palacio de Gobierno de Jalisco, en la capital del estado, incendiaron patrullas, exhibieron cárteles y exigieron justicia para Giovanni, un trabajador de la construcción, quien fue golpeado y luego detenido por elementos policiacos de Ixtlahuacán de los Membrillos, para luego ser entregado ya muerto a sus familiares.
Los manifestantes, la mayoría jóvenes, también entonaron cánticos en apoyo a Giovanni y su familia, y en contra de los gobiernos estatal y municipal, y centran su rechazo a la violencia e impunidad con la que, a su juicio, actúa la policía en esa entidad.
En esta protesta dos patrullas de la policía del estado que resguardaban la entrada al Palacio de Gobierno, fueron incendiadas.
Los participantes de la protesta también intentaron derribar la puerta trasera del Palacio de Gobierno, desde donde despacha el Gobernador Enrique Alfaro.
El Palacio de Gobierno de Jalisco fue vandalizado con pintas, rompieron vidrios, puertas y dos patrullas de la policía estatal fueron incendiadas.
Otro grupo, de acuerdo con reportes de prensa, entró a la Dirección de Atención Ciudadana, a un costado del Palacio de Gobierno, y destruyó el mobiliario de dicha oficina.
Durante las manifestaciones llevadas a cabo en Jalisco por la muerte de Giovanni López, un grupo de inconformes prendió fuego a un elemento de la Policía de Guadalajara.
A través de redes sociales se difundió el momento en que los agentes intercambian palabras con los manifestantes, por supuestamente haber intentado arrollarlos con sus motocicletas.
Un policía, al regresar a su vehículo, fue rociado con combustible prendido en llamas en un ataque por la espalda.
La Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH) condenó la muerte de Giovanni López Ramírez.
“Es motivo de preocupación para la ONU-DH las alegaciones de que la detención de López Ramírez ocurrió en el contexto de la implementación de medidas de emergencia sanitaria por la pandemia de la COVID-19 y el uso obligatorio de cubrebocas en el estado de Jalisco”, señaló.
La Secretaría de Gobernación (Segob) pidió a la Fiscalía de Jalisco información para esclarecer el asesinato. Alejandro Encinas, Subsecretario de Derechos Humanos alertó que podría tratarse de ejecuciones extrajudiciales.

Previous Walmart y Liverpool: las tiendas que más quejas tienen por el servicio online
Next LÓPEZ-GATELL ESTIMA SITUACIÓN “MUY CATASTRÓFICA” DE 60 MIL MUERTES