Varios proyectiles impactan en una base militar estadounidense en Irak.


Al menos cinco misiles golpearon la base norteamericana en Ain al Asad, en la provincia de Al Anbar, sin que hasta el momento se reporten víctimas mortales o heridos, así como daños materiales, salvo un pequeño camión de carga. Luego del ataque las fuerzas armadas rastrearon las coordenadas de donde sospechaban que se había efectuado el ataque y dieron con el lanza cohetes con el que les intentaron atacar.

El ataque se produce diez días después de que el vicepresidente estadounidense, Mike Pence, visitara las instalaciones para celebrar el día de acción de gracias junto a los soldados.

Centenares de soldados estadounidenses se encuentran en la base militar de Ain Al Asad para ofrecer apoyo y asesoramiento a las fuerzas iraquíes en esta zona, la última en ser liberada de la presencia del EI.

Previous Sebastián Piñera propone 124 dólares como bono a más de un millón de familias chilenas.
Next Universitaria de Guanajuato salió de fiesta, pero la encontraron muerta